Espero que este blogger sea de edificación para su vida, como lo ha sido para mi y mi familia. Hemos puesto, cortas reflexiones, videos cristianos, testimonios, historias bíblicas para niños, biblias electrónicas para bajar a tu pc gratis, una biblia electrónica para leer al momento la palabra de Dios, Muñequitos con historias de la biblia y mucho más. Deja tu comentario y nombre despues de cada reflexion, Dios te bendiga, y que la paz del Señor este contigo en todo momento. Amen



martes, 30 de junio de 2015

El Pecado es Meditado

El Pecado es Meditado

por Enrique Monterroza

“Por tanto, nosotros también, teniendo en derredor nuestro tan grande nube de testigos, despojémonos de todo peso y del pecado que nos asedia, y corramos con paciencia la carrera que tenemos por delante”
Hebreos 12: 1
Sin lugar a dudas el caer en pecado es meditado, yo no creo en aquellos que dicen: “Cuando menos pensé, caí en el pecado”. No creo esta frase porque me parece que es otro pecado mas llamado mentira, pues que el caer en el pecado la gran mayoría de veces es meditado.
Si, meditado porque tú no vas y pecas sin antes pensarlo. Todo aquel que es un nacido de nuevo no me va dejar mentir que antes de concretar el pecado, lo pensaste, lo analizaste, pensaste en las consecuencias y aun así te dejaste llevar por tus deseos engañosos y concretaste lo que en un principio solo era una tentación.
Cuando pecas nadie te obliga a hacerlo, eres tu mismo quien decide ser fiel a Dios, o caer en la infidelidad dándole rienda sueltas a tus deseos carnales.
Si, porque el pecado es eso, es la satisfacción de los deseos carnales que no tiene que ver en nada con el hecho de querer agradar a Dios que es lo que tendría que ser nuestro propósito de vida.
Posiblemente tu eres una de esas personas que sabes muy bien cuando estas mas vulnerable a caer en el pecado. Quizá es cuando te sientes defraudado por algo o alguien, quizá es cuando tuviste una pelea con cierta persona y esto te llevo a ser mas vulnerable a la tentación a tal punto que decidiste caer en ella. Digo decidiste porque eres tu al fin y al cabo quien decide pecar o no.
No vengamos con mentiras delante de Dios diciendo que no soportamos la tentación, no mientas, pues el mismo Señor dijo que no podría ninguna tentación que no sea humana, y dijo que aun así, Fiel es Dios que no nos dejaría ser tentados mas de lo que podamos soportar, y mas aun, junto con la tentación dará la salida.
Es por eso que llego a la conclusión de que todos aquellos que en algún momento pecamos, hemos meditado ese pecado, ¿Cómo?, tan fácil te lo describo:
Estabas ahí en ese lugar, cuando por tu mente paso la idea de concretar el pecado, lo pensaste y te diste cuenta que al hacerlo estabas dañando tu relación personal con Dios, estabas alejándote de la santidad a la cual el Señor te llamo y sobre todo pensaste que al hacerlo te ibas a sentir mal e indigno, pero aun así, ese pensamiento siguió dando vueltas en tu cabeza, lo pensaste una y otra vez, y cada vez que lo meditabas llegabas a la conclusión que eso era fallarle a Dios, cuando El había sido tan bueno contigo, pero tus deseos carnales estaban tan ansiosos de ser alimentados, que ese pensamiento siguió ahí, hasta el punto de que aun sabiendo todo lo malo que esto traía consigo, decidiste concretarlo, sabiendo hipócritamente que luego podías pedir perdón a Dios..
Es así como el pecado es meditado y peor aun, nos aprovechamos de la gracia de Dios, ¿Qué tal si la gracia de Dios desapareciera de tu vida?, ¿Qué tal si lejos de vivir en la gracia viviéramos en la Ley?, en donde se dice que TODA alma que pecare, ciertamente morirá. Te aseguro que si fuera así, muchos lo pensarían mucho más antes de dejarse llevar por sus deseos carnales.
Amados hermanos, ¿Por qué aun cuando somos concientes que el pecado daña nuestra relación personal con Dios, aun así decidimos caer en el?, ¿Por qué?, ¿Será que la tentación es insoportable?,definitivamente eso no es así, la respuesta del ¿Por qué? Es tan sencilla como: “Porque quisiste”.
Así de simple, pecaste porque lo quisiste hacer, aun sabiendo las consecuencias que este te traería. ¿Cuántos de nosotros hemos experimentado esas dolorosas consecuencias de un momento de debilidad humana?, Dios quiere que entiendas que es hora de no ceder al pecado, que si este ha estado siendo meditado en tu mente, este es el momento en que entiendas que ESO JAMÁS VA ASATISFACER TU VIDA.
Pueda que el pecado satisfaga a los deseos de tu carne, pero JAMÁS será algo que honre el Nombre del Señor, ¿Con que propósito vives en este mundo?, ¿Para satisfacerte a ti mismo ó para satisfacer a Dios?
Es momento que dejemos que Dios nos tome de su mano, es hora de comprender de que Dios no te ha dado un espíritu de cobardía, sino de poder, de amor y de dominio propio. Que tú eres más que vencedor en Cristo, y que si Jesús venció al mundo, nosotros no debemos de temer, pues de El viene la fortaleza.
Ya no es justo que sigas con una vida de pecado, ni mucho menos que pases largo tiempo de tu día meditando en el hecho de caer en el. Es hora que reconozcas que tienes la mente de Cristo y que es necesario limpiarla de todo aquel pensamiento que me este causando conflictos internos.
Huye del pecado, si estas en un lugar donde sabes que te será mas propicio caer en el pecado, huye de ahí, escapa por tu vida, si tienes amistades que sabes que te inducirán al pecado, ¿Qué estas haciendo con ellos?, aléjate del pecado y muestrales tu anhelo de querer vivir santamente, sin dejar de mantener comunicación con ellos. Si sabes que pasar por algún lugar en específico te será motivo de ser tentado, trata de no pasar por ahí, si sabes que discutir te hará más vulnerable a fallarle a Dios, entonces trata de no discutir y de solucionar los problemas sin llegar a la frustración y como consecuencia la debilidad a ceder al pecado.
Amados, cada uno tenemos en el Señor las mismas probabilidades de decir NO al pecado, reconozcamos al Señor como el único que puede derramar sobre nuestra vida fortaleza y dominio propio para decir NO al pecado, para evitar de esta forma meditar largos ratos en el pecado antes de concretarlo.
Recuerda sobretodo lo que dice Romanos 6: 23 “Porque la paga del pecado es muerte, mas la dádiva de Dios es vida eterna en Cristo Jesús Señor nuestro”.
Si Cristo es tu Señor, entonces toma su dadiva como razón para no pecar, pues la vida eterna de Dios es mas gratificante que cualquier satisfacción carnal momentánea. No sea que permitiendo que el pecado se enseñoree de tu vida dejes de alcanzar la vida eterna y la cambien por su paga, que es la muerte eterna.
Es momento de ser inteligente y analizar en que momentos estamos meditando en el pecado, para ponerle punto final, antes de llegarlo a concretar. Y te aseguro que si hacemos de esta manera, Dios estará feliz de tu determinación de no ceder ante el pecado.

Dios anhela que al meditar en el pecado, no cedas a El, sino que lo RECHACES si lo haces serás bienaventurado.


JESUS ENTREGO LA VIDA POR LA TUYA. PAGO CON SU SANGRE POR TI. NO TIENES PRECIO. NO SE PUEDE MEDIR. ERES INVALUABLE PARA DIOS. NADA QUE HALLAS HECHO, QUE DEBAS, QUE SUFRAS, QUE TENGAS O QUE NECESITES ES MAYOR AL PRECIO QUE PAGO JESUCRISTO. BUSCALE HOY. TU DEUDA ESTA SALDADA. NO TIENES QUE IMPRESIONARLE O SER MEJOR PARA VENIR A EL. TAL Y COMO ERES ASI TE AMA. JESUS MURIO POR TI AUN SABIENDO QUE FALLARIAS. LEVANTA TU MIRADA, CONOCE TU VALOR, Y ENTREGA TU PASADO, PRESENTE, Y FUTURO A TU SEÑOR Y SALVADOR; JESUCRISTO.

 DIOS TE BENDIGA,GRACIAS POR SUS COMENTARIOS

domingo, 28 de junio de 2015

Estoy viendo En el principio era el Verbo



JESUS ENTREGO LA VIDA POR LA TUYA. PAGO CON SU SANGRE POR TI. NO TIENES PRECIO. NO SE PUEDE MEDIR. ERES INVALUABLE PARA DIOS. NADA QUE HALLAS HECHO, QUE DEBAS, QUE SUFRAS, QUE TENGAS O QUE NECESITES ES MAYOR AL PRECIO QUE PAGO JESUCRISTO. BUSCALE HOY. TU DEUDA ESTA SALDADA. NO TIENES QUE IMPRESIONARLE O SER MEJOR PARA VENIR A EL. TAL Y COMO ERES ASI TE AMA. JESUS MURIO POR TI AUN SABIENDO QUE FALLARIAS. LEVANTA TU MIRADA, CONOCE TU VALOR, Y ENTREGA TU PASADO, PRESENTE, Y FUTURO A TU SEÑOR Y SALVADOR; JESUCRISTO.

DIOS TE BENDIGA,GRACIAS POR SUS COMENTARIOS

viernes, 26 de junio de 2015

¿Cuánto amas a Dios?

¿Cuánto amas a Dios?

por Enrique Monterroza

Que fácil se nos hace decir: “Amo a Dios”, pero, ¿Será que realmente tenemos conciencia de lo que decimos?, ó ¿Por lo menos tenemos claro lo que significa amar a Dios?
No puedo comparar el amor que le tengo a Dios, con el amor que le tengo a mi esposa por ejemplo, son dos diferentes clases de amor. Pero si por el amor que le tengo a mi esposa sería capaz de hacer cualquier cosa, ¿Cuánto más tendría que ser capaz de hacer por Dios?
Y es que muchos de nosotros nos pronunciamos muy seguido la frase: “Dios te amo”, pero más allá de la frase que de nuestra boca sale, ¿Realmente estamos demostrando que lo amamos?
Y no hablo de esto como razón para que te entristezcas, ni para que pienses que eres indigno de Dios, porque si por digno fuera, ninguno de nosotros sería capaz de recibir el amor de Dios, pero ese amor es por Gracia, es decir: Un regalo que no merecíamos, pero que Él ha tenido a bien darnos.
No hay duda que Dios nos ama, de eso no hay debate existente, es mas la Biblia describe de la forma en la cual Dios nos ama: “Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna” (Juan 3:16 RV1960).
Ahora, si yo te preguntara: ¿Qué serias capaz de hacer por amor a Dios?, yo sé que sin pensarlo responderías: TODO.
Hoy quiero que reflexionemos un poco sobre el amor que decimos sentir por Dios, pero sobre todo que analicemos que tanto estaríamos dispuestos a hacer por el amor que le tenemos a Dios.
Si yo te pregunto en esta hora: ¿Amas a Dios?, estoy seguro que me responderías: “¡Si lo amo!”, bien, entonces respóndete tú solo allí donde estas, las siguientes preguntas con toda sinceridad:

¿Lo amas tanto como para que la crítica y el menosprecio no te hagan desistir de este camino?

¿Lo amas tanto como para dejar de hacer cosas indebidas con tu novio o novia?

¿Lo amas tanto como para ser fiel a tu esposo, esposa, novio o novia?

¿Lo amas tanto como para dejar las peleas y discusiones sin sentido en tu hogar?

¿Lo amas tanto como para quedarte callado para no responder a una agresión verbal y dejar que Él te defienda?

¿Lo amas tanto como para poder perdonar a aquellos que un día te hicieron un daño muy fuerte?

¿Lo amas tanto como para dejar a un lado todo aquello que no te está edificando y dedicarle un poco de tiempo a Él?

¿Lo amas tanto como para dejar de ver o de tener una relación con esa persona que está casado o casada?

¿Lo amas tanto como para tener el suficiente dominio propio y dejar de ver pornografía?

¿Lo amas tanto como para tomar la decisión firme de dejar la masturbación?

¿Lo amas tanto como para dejar de una vez por todas, ese pecado oculto que tanto daño te está haciendo?

¿Lo amas tanto como para no dejar de servirle en esa área en la que Él un día te puso?

¿Lo amas tanto como para dejar de ver esas amistades que lo único que están haciendo es alejándote de la comunión que un día tuviste con el Señor?

¿Lo amas tanto como para no dejarte manipular por nadie, para que hagas cosas que van en contra de lo que Dios quiere para tu vida?

¿Lo amas tanto que tienes la suficiente humildad para reconocer tus errores y aceptar las consecuencias?

¿Lo amas tanto como para que el día que todo se ponga en contra no profieras ninguna palabra en su contra?

¿Lo amas tanto que por respeto a tus hijos y amor a tu esposa les dedicaras más tiempo?

¿Lo amas tanto que el dinero no es el pensamiento que gobierna gran parte de tu día?

¿Lo amas tanto que estarías dispuesto a pedir perdón?

¿Lo amas tanto que eres capaz de prometerle cosas y cumplirlas?

¿Lo amas tanto pase lo que pase, jamás dejaras de confiar en Él?

¿Lo amas tanto que a pesar que las cosas no salgan cómo quisieras, seguirás alabándolo?

¿Lo amas tanto como para tener misericordia sobre las personas que Él también ha tenido misericordia, en lugar de juzgarlas?

¿Lo amas tanto que cuando vas a decir algo que dañara a alguien prefieres callar?

¿Lo amas tanto que no importando el privilegio que te deleguen estarás dispuesto a hacerlo lo mejor que puedas?

¿Lo amas tanto que estas dispuesto a hacer su voluntad y no la tuya?

¿Lo amas tanto que estarías dispuesto amar a tus enemigos?

¿Lo amas tanto que en lugar de pensar en separarte de tu esposa o esposo e irte de tu casa, estarías dispuesto a luchar por tu familia y esperar a que Dios restaure tu matrimonio?

¿Lo amas tanto que eres capaz de buscar una Iglesia para congregarte y asistir regularmente para edificarte?

¿Lo amas tanto como para hablarles a esas personas que no tienen a Cristo en su corazón y con las que todos los días tienes más de una conversación?

¿Lo amas tanto que estarías dispuesto a consagrar tu vida a Él?

No sé tú, pero yo no he sido capaz de responder afirmativamente a todas las preguntas que anteriormente cite, pero el amor que decimos sentir por Dios nos tendría que motivar a tratar de agradarlo en todo lo que decimos, pensemos o hagamos.
Decir amar a Dios, es muy fácil, pero más allá de las palabras necesitamos accionar, necesitamos mostrarle que el amor que decimos sentir es real y ese amor nos mueve a tratar cada día de ser mejores para Él.
Todo esto es un proceso, en el cual no lograremos de la noche a la mañana, pero es deber nuestro preocuparnos también por agradar a Dios, pues reflejar ese amor que sentimos hacia Él a través de nuestras acciones, es un testimonio vivo de que realmente estamos agradecidos porque un día Él nos amo primero a nosotros.
Hoy quiero invitarte a que juntos despertemos de ese sueño que muchas veces nos ha desviado del propósito principal de la vida, este es: Agradar a Dios por todos los medios que podamos y hacer de Él el centro de nuestra vida.

¡Hoy decido comenzar amar a Dios y reflejar ese amor a través de mi forma de vivir!

“Dios nos dio muestras de su amor al enviar al mundo a Jesús, su único Hijo, para que por medio de él todos nosotros tengamos vida eterna. El verdadero amor no consiste en que nosotros hayamos amado a Dios, sino en que él nos amó y envió a su Hijo, para que nosotros fuéramos perdonados por medio de su sacrificio.

Hijos míos, si Dios nos ha amado así, nosotros también debemos amarnos los unos a los otros. Nadie ha visto nunca a Dios; pero, si nos amamos unos a otros, Dios vive en nosotros y también su amor estará en nosotros”.

1 Juan 4:9-12 (Traducción en lenguaje actual)


JESUS ENTREGO LA VIDA POR LA TUYA. PAGO CON SU SANGRE POR TI. NO TIENES PRECIO. NO SE PUEDE MEDIR. ERES INVALUABLE PARA DIOS. NADA QUE HALLAS HECHO, QUE DEBAS, QUE SUFRAS, QUE TENGAS O QUE NECESITES ES MAYOR AL PRECIO QUE PAGO JESUCRISTO. BUSCALE HOY. TU DEUDA ESTA SALDADA. NO TIENES QUE IMPRESIONARLE O SER MEJOR PARA VENIR A EL. TAL Y COMO ERES ASI TE AMA. JESUS MURIO POR TI AUN SABIENDO QUE FALLARIAS. LEVANTA TU MIRADA, CONOCE TU VALOR, Y ENTREGA TU PASADO, PRESENTE, Y FUTURO A TU SEÑOR Y SALVADOR; JESUCRISTO. 

 DIOS TE BENDIGA,GRACIAS POR SUS COMENTARIOS

jueves, 25 de junio de 2015

Que los comentarios de la gente no te destruyan

Que los comentarios de la gente no te destruyan

por Enrique Monterroza

“Pues, ¿busco ahora el favor de los hombres, o el de Dios? ¿O trato de agradar a los hombres? Pues si todavía agradara a los hombres, no sería siervo de Cristo”.
Gálatas 1:10
En algún momento de mi vida mi mayor anhelo era quedar bien con todas las personas, tratar la manera de agradarlos en lo que pudiera para que manejaran un buen concepto de mi.
Obviamente no lo lograba, siempre había quienes por más bien que tratara de hacer las cosas, tenían un comentario negativo acerca de lo que hacía.
Durante mi vida en el Ministerio he aprendido a vivir con comentarios positivos y también negativos, comentarios de gente que valora nuestro esfuerzo y nuestras ganas de hacer cosas para Dios, así como también con comentarios de personas que jamás ven algo bueno en nosotros y que siempre hay algo malo a lo que apuntan con dureza.
Quizá tú también en algún momento de tu vida has sido víctima de comentarios negativos, de gente que a pesar que te esfuerzas por quedar bien con ellos, nunca lo logras. Quizá en este momento te sientes mal contigo mismo, porque cierta persona ha comentado de ti cosas que no son ciertas y eso te ha llevado a bajar tu ánimo, a entrar en una especie de depresión y a dudar de lo que Dios puede hacer contigo.
Hoy quiero animarte a que no permitas que esos comentarios de gente negativa te destruyan, a que esos malos comentarios lejos de destruirte solo sean un motivo más por el cual esforzarte. Te lo dice alguien que lo ha vivido en carne propia, te lo escribo no porque me lo han contado, sino porque lo he vivido.
Si en un principio cuando Dios me permitió iniciar todos estos ministerios, yo hubiera hecho caso a los malos comentarios, a las críticas negativas o a las burlas que mucha gente lanzo en contra de mi, creo que hoy no estarías leyéndome ni mucho menos visitando este sitio.
Y no es que yo sea un súper cristiano, estoy lejos de lograrlo, soy una persona normal, con luchas diarias como tú, pero si algo Dios me ha enseñado es a no detenerme por comentarios que no son ciertos. A mí me importa lo que Dios piense de mí y si El me llamo a quien le debo mi servicio es a Él.
Siempre habrán personas que no miraran lo bueno de ti, sino que siempre juzgaran lo malo, siempre habrán personas que lejos de animarte a seguir, querrán evitar que sigas, pero depende de cada uno de nosotros dejarnos manipular por esos comentarios que JAMÁS SERAN DE DIOS, porque Dios nunca te desanimaría a servirle o hacer cosas para El.
Es un buen tiempo para reflexionar sobre esas voces negativas que has escuchado y evaluar si realmente es de Dios o no, estoy seguro que no tardaras mucho para darte cuenta que esa no es la vozde Dios, entonces, si no es la voz de Dios, ¿Por qué te sientes mal?, ¡Vamos!, ¡Levántate y no dejes que el enemigo logre su objetivo contigo!
El enemigo sabe que tú tienes un potencial tremendo que de ser explotado en el Señor le arrebatarías muchas almas, por lo tanto lanzara toda clase de ataques contra tu vida para desanimarte, tratara por medio de comentarios negativos echarte para atrás y que no prosigas, porque eres peligroso para él, porque sabe que de la mano de Dios puedes lograr TODO lo que te propongas.
¡Es hora de hacer oídos sordos a esos comentarios destructivos!, no permitas que tus oídos se conviertan en un basurero del diablo, en el que echa toda clase de peste para que no logres tus objetivos.
Tenemos que aprender a avanzar a pesar de cualquier cosa, a proseguir a la meta, a nunca darnos por vencidos menos por comentarios que no son los que Dios tiene acerca de ti y de lo que haces.
Nunca te rindas, porque si te rindes nunca sabrás hasta donde podías llegar con la ayuda de Dios.
Hoy te invito a que no te dejes intimidar por comentarios negativos, a que no le sigas prestando tu valiosa atención a esas palabras que no traen ningún provecho, se fuerte, esfuérzate por cumplir el propósito para el que fuiste llamado y recuerda siempre que NO ESTAS SOLO, que Dios es quien pelea las batallas por ti y quien está a tu lado, nunca desmayes, AVANZA SIN TEMOR.

Tú no eres de los que retroceden, así que AVANZA.

JESUS ENTREGO LA VIDA POR LA TUYA. PAGO CON SU SANGRE POR TI. NO TIENES PRECIO. NO SE PUEDE MEDIR. ERES INVALUABLE PARA DIOS. NADA QUE HALLAS HECHO, QUE DEBAS, QUE SUFRAS, QUE TENGAS O QUE NECESITES ES MAYOR AL PRECIO QUE PAGO JESUCRISTO. BUSCALE HOY. TU DEUDA ESTA SALDADA. NO TIENES QUE IMPRESIONARLE O SER MEJOR PARA VENIR A EL. TAL Y COMO ERES ASI TE AMA. JESUS MURIO POR TI AUN SABIENDO QUE FALLARIAS. LEVANTA TU MIRADA, CONOCE TU VALOR, Y ENTREGA TU PASADO, PRESENTE, Y FUTURO A TU SEÑOR Y SALVADOR; JESUCRISTO. 

 DIOS TE BENDIGA,GRACIAS POR SUS COMENTARIOS

miércoles, 24 de junio de 2015

¿Acaso no ha estado contigo siempre?

¿Acaso no ha estado contigo siempre?

por Enrique Monterroza

¿Por qué piensas en rendirte?, ¿Qué es lo que hay afuera que te pueda dar más valor que la sangre de Cristo?
Las desilusiones de la vida te han llevado poco a poco a menguar en tu ánimo a tal punto que te sientes una persona insensible ante lo espiritual. Quisieras que Dios te hablara, quisieras poder oírlo y aun más, quisieras sentirlo en tu vida.
Por alguna extraña razón no ocurre nada, ni lo oyes y ni lo sientes, pareciera que tus oraciones están secas, pareciera que no funcionan como para que Dios inclinara su oído a ellas, pero más allá de todo pensamiento que en tu mente pueda existir, Dios si te oye, Dios si esta allí junto a ti.
Quizá los errores que has cometido y en los cuales no tomaste en cuenta a Dios, te han llevado a creer que ya no le importas a Dios, que Él ya no quiere nada contigo, que Dios ya no te usara mas y lo peor de todo, crees que su amor por ti se termino.
A veces pensamos que aburrimos a Dios, a veces creemos que por nuestras acciones Dios está enfadado y nos ha dado la espalda y se ha olvidado completamente de nosotros. Creemos que lo que nos está pasando es una consecuencia de que Dios se fue de nuestra vida y por ello en muchas ocasiones decidimos rendirnos de buscarlo y nos encajonamos en nuestro mundo llenos de sentimientos inestables y de pensamientos negativistas que nos quieren llevar a una profunda depresión y así derrotarnos por completo.
Pueda que los últimos días en tu mente ha andado rondando la idea de rendirte, la idea de ya no seguir mas, has pensado en alejarte de todo, crees que no eres merecedor de nada y menos de Dios que ha sido tan bueno contigo y tu tan malo con Él.
Crees que porque estas en un momento en donde todo te sale mal, no mereces mas estar con el Señor y hasta cierto punto quizá no has pensado que todo esto se debe a que poco a poco te has ido alejando de su cobertura, de su protección y de su amor.
Dios jamás se ha apartado de ti, no concibo la idea de un Dios que nos dé la espalda, de un Dios que se olvide de nosotros, no, jamás, ese no es mi Dios, ese no sería el Dios de amor eterno que conocemos, ese no sería el Dios de Gracia y Misericordia del que la Biblia habla.
¿Por qué insistes en pensar que Él ya no quiere nada contigo?, ¿Por qué sigues con esas ideas negativas?, ¿Por qué?, ¿Qué te ha hecho Dios como para que pienses en dejarlo?, ¿Qué te ha hecho Dios como para que pienses en rendirte?, ¿Acaso no ha estado contigo siempre?
¿Recuerdas la vez que pensabas que todo estaba acabado, que llegaste a ese lugar especial, llorabas como un niño y Dios te abrazo y te hizo sentir que no estabas solo y junto con ello te dio la fuerza para enfrentar la situación que estabas viviendo? ó ¿Recuerdas la vez que creíste no mereces aquello que Dios te dio, pero que no te lo dio porque lo merecieras, sino porque te amaba y creía en lo que a su lado podías hacer?
A través de tu vida Dios te ha demostrado que no te ha dejado, que aun en los momentos más duros de tu vida se ha mostrado a ti de diferentes maneras, ¿Por qué ahora quieres rendirte?, ¿Acaso Dios no puede volver a hacer algo maravilloso en ti?
Por favor, no te crees una falsa imagen de Dios, Él te ama, jamás te reprocha nada, si te corrige lo hace con amor, si te habla lo hace a tu oído y si ha prometido hacer algo en tu vida, simplemente lo hará.
¡Vamos!, sigue luchando, amárrate bien los pantalones, párate, sacúdete el polvo, quita esas lagrimas de tu rostros y camina por fe, creyendo que el que la buena obra comenzó en ti, será FIEL en completarla.
¡Vamos! Esta situación que estas enfrentando pasará, ya verás dentro de un tiempo cuando vuelvas a ver hacia atrás que lo único que esto provoco fue que tu fe se fortaleciera. Ya no pienses mas en rendirte, ¡Levántate en el Nombre Poderoso de Jesús y sigue luchando!
Hoy Dios quiere que sepas lo siguiente:

¡Yo he estado contigo SIEMPRE!

“He estado contigo dondequiera que has ido y destruí a todos tus enemigos frente a tus propios ojos…”

2 Samuel 7:9a (Nueva Traducción Viviente)

JESUS ENTREGO LA VIDA POR LA TUYA. PAGO CON SU SANGRE POR TI. NO TIENES PRECIO. NO SE PUEDE MEDIR. ERES INVALUABLE PARA DIOS. NADA QUE HALLAS HECHO, QUE DEBAS, QUE SUFRAS, QUE TENGAS O QUE NECESITES ES MAYOR AL PRECIO QUE PAGO JESUCRISTO. BUSCALE HOY. TU DEUDA ESTA SALDADA. NO TIENES QUE IMPRESIONARLE O SER MEJOR PARA VENIR A EL. TAL Y COMO ERES ASI TE AMA. JESUS MURIO POR TI AUN SABIENDO QUE FALLARIAS. LEVANTA TU MIRADA, CONOCE TU VALOR, Y ENTREGA TU PASADO, PRESENTE, Y FUTURO A TU SEÑOR Y SALVADOR; JESUCRISTO. 

 DIOS TE BENDIGA,GRACIAS POR SUS COMENTARIOS

martes, 23 de junio de 2015

Las Consecuencias de nuestras Acciones

Las Consecuencias de nuestras Acciones

por Enrique Monterroza

“Y Natán se volvió a su casa. Y Jehová hirió al niño que la mujer de Urías había dado a David, y enfermó gravemente. Entonces David rogó a Dios por el niño; y ayunó David, y entró, y pasó la noche acostado en tierra”.
2 Samuel 12:15,16
Era un episodio difícil de asimilar, el hombre cuyo corazón era conforme al de Dios, había fallado, su falla había sido tomar la mujer de su prójimo y asesinar vilmente a Urías heteo siervo fiel hasta su muerte.
Pero lo que para nosotros parece oculto y un pecado bien planeado, para Dios es algo que esta a su simple vista y que no se le escapa. Una Betsabé embarazada del rey David, esperaba alegremente a su primer hijo y David seguramente estaba feliz de que así fuera.
Cuando en escena aparece Natán enviado por Dios para corregir a David. Y es que muchas veces se nos olvida que todo pecado trae consigo una factura que cancelar. La verdad es que mientras el pecado se esta llevando acabo lo menos que se piensa es en las consecuencias, pero cuando estas consecuencias aparecen, hubiéramos querido nunca pecar.
Natán le narro una historia a David semejante a lo que el había hecho con Urías tomando su mujer y enviándolo a morir sin piedad. David al no entender que se trataba de el, se enfureció contra el hombrede la historia narrada por Natán a tal punto que decreto que tal hombre merecía la muerte. Cuando su sorpresa fue que Natán le respondió: “…Tú eres aquel hombre. Así ha dicho Jehová…” (2 Samuel 12: 7)
¿Qué cara te imaginas que pudo haber puesto David?, su pecado no había sido secreto, la factura de susacciones se tenían que cobrar. Pero Dios mostrándose como un Dios Misericordioso le perdona la vida, 2 Samuel 12: 13 dice: “Entonces dijo David a Natán: Pequé contra Jehová. Y Natán dijo a David: También Jehová ha remitido tu pecado; no morirás”.
Pero, ¡Ojo! Si bien es cierto Dios le perdona la vida, las consecuencias de su pecado tenían que ser soportadas por David. La consecuencia iba a ser que el niño iba a morir. Y es que tenemos que tener claro que Dios no tendrá al injusto por justo, tu podrías decir: “¿Pero que culpa tenia el niño?”, mas yo te digo, que eso sucedió para que David comprendiera que no podía pasársela de listo queriendo engañar a todo el mundo y querer engañar a Dios, el niño de todas formas estaría en la presencia del Señor.
Esas palabras calaron hondo en la vida de David a tal punto que desde el mismo momento en el que el niño se enfermo rogó, ayuno y paso la noche acostado en tierra clamando a Dios que tuviera piedad, dice la Palabra que no quiso ni comer ni levantarse de ese lugar durante siete días. Era tan grande el cariño que David tenia por su bebe que no quería mas nada que rogar, ayunar y pedir por su bebe.
Es doloroso pero las consecuencias de nuestros pecados pueden alcanzar a personas que amamos, cosa que no nos ponemos a pensar en el momento de querer satisfacer nuestros deseos carnales. Tu puedes orar, ayunar, rogar y todo lo que quieras hacer, para que la consecuencia de tu pecado no se lleve a cabo, pero tenemos que entender que eso fue algo que nosotros mismos propiciamos, por ello, tenemos que someternos a la voluntad de Dios y saber que podremos salir delante de esa situación.
Te voy a poner un ejemplo mas actual, supongamos que tu esposo robo un auto y al ser atrapado por la policía, le harán un juicio, tu puedes pasártela clamando, ayunando y todo lo que quieras, para que no lo encuentren culpable, pero si el fue quien robo el auto, debes de saber que infringió las leyes y que como consecuencia tiene que pagar lo que la ley estipula. ¿Qué pasa si es hallado culpable?, ¿Será que Dios tendrá la culpa?, ¿Por qué la ha de tener?, ¿Quién fue el que robo el auto?, ¿Fue Dios acaso?, Definitivamente NO, por ello no podemos culpar a Dios de las consecuencias de nuestros actos.
El niño murió al cabo de siete días, David comprendió a totalidad la lección que Dios quería darle, sus siervos no querían decirle que el niño había muerto porque se ponían a pensar de cómo seria su actuar, pues si cuando el niño estaba grave David no quería ni levantarse de su lecho, ni comer, ¿Qué pasaría ahora que el niño había muerto?, para su sorpresa David al verlos hablar, comprendió que el niño había muerto, e hizo lo siguiente: “Entonces David se levantó de la tierra, y se lavó y se ungió, y cambió sus ropas, y entró a la casa de Jehová, y adoró. Después vino a su casa, y pidió, y le pusieron pan, y comió”. (2 Samuel 12:20)
Que lindo fuera que nosotros al ver que el juicio perfecto de Dios se ha cumplido, nos levantemos para lavarnos y ungirnos, para luego cambiar nuestras ropas y entrar a la casa de Jehová para adorarlo. Pero lastimosamente la mayoría de personas al ver la respuesta opuesta a la que anhelaban, lo que hacen es alejarse de Dios, olvidarse de El, creyendo que fueron defraudados y pensando que Dios nunca los escuchara.
Amados, no es que Dios no te oiga, sino que Dios quiere mostrarte que El es PERFECTO JUEZ, que hace las cosas con JUSTICIA y EQUIDAD y que no dirá al bueno; malo, ni al malo; bueno.
Sus siervos se quedaron sorprendidos de las acciones que David realizo luego de saber que el niño había muerto y le preguntaron el porque de su actuar, David respondió: “Y él respondió: Viviendo aún el niño, yo ayunaba y lloraba, diciendo: ¿Quién sabe si Dios tendrá compasión de mí, y vivirá el niño? Más ahora que ha muerto, ¿para qué he de ayunar? ¿Podré yo hacerle volver? Yo voy a él, mas él no volverá a mí”. (2 Samuel 12: 22, 23)
Las palabras de David eran tan sabias que reflejaban su comprensión frente a la situación que había pasado. Estoy seguro que para David fue doloroso el juicio de Dios sobre su vida, mas sabiendo que el único que merecía muerte era el y que en su lugar iba a morir su hijo, pero eso ayudo a comprender que su vida debía de ser recta delante de los ojos de Dios, eso le iba a enseñar a no volver a cometer los mismos errores que había cometido, sin lugar a dudas comprendió que a veces Dios también dice: NO, ante nuestro ruego, ayuno o clamor.
Y es que así es amados hermanos, no siempre Dios nos dirá SI ante nuestro clamor, ayuno u oración, hay momentos en los que los resultados de nuestras acciones serán tal y como las merecemos, así que aprendamos también a comprender el NO de Dios ante un JUSTO JUICIO para nuestra vida.

En medio de todo esto David se dio cuenta de por lo menos dos cosas:

1. Su mal accionar nunca será un secreto delante de Dios.
2. Dios había dado una segunda oportunidad, poniendo la vida de su amado hijo en su lugar, por lo cual el tenia que honrar la vida de su hijo, viviendo cada día para Dios y honrándolo con su accionar.

¿Qué es lo que le estas pidiendo a Dios?, ¿Será justo?, ¿Crees que es lo que mereces?

¿Estarías dispuesto para aceptar un NO de Dios?, Si es así, felicidades, estas cursando la materia llamada: “Comprensión del Justo Juicio de Dios”.
No siempre Dios nos responderá tal y como queremos a nuestras peticiones, habrán momentos en los cuales las respuestas de nuestras peticiones estarán basadas en nuestro accionar, por tal motivo vivamos cada día para su Gloria y para su Honra, por esa razón el mismo David escribió este hermoso Salmo, al darse cuenta lo importante que es vivir para Dios, para que nuestras peticiones sean contestadas:

“Confía en Jehová, y haz el bien;
Y habitarás en la tierra, y te apacentarás de la verdad.
Deléitate asimismo en Jehová,
Y él te concederá las peticiones de tu corazón.
Encomienda a Jehová tu camino,
Y confía en él; y él hará.
Exhibirá tu justicia como la luz,
Y tu derecho como el mediodía”.

Salmos 37: 3-6

JESUS ENTREGO LA VIDA POR LA TUYA. PAGO CON SU SANGRE POR TI. NO TIENES PRECIO. NO SE PUEDE MEDIR. ERES INVALUABLE PARA DIOS. NADA QUE HALLAS HECHO, QUE DEBAS, QUE SUFRAS, QUE TENGAS O QUE NECESITES ES MAYOR AL PRECIO QUE PAGO JESUCRISTO. BUSCALE HOY. TU DEUDA ESTA SALDADA. NO TIENES QUE IMPRESIONARLE O SER MEJOR PARA VENIR A EL. TAL Y COMO ERES ASI TE AMA. JESUS MURIO POR TI AUN SABIENDO QUE FALLARIAS. LEVANTA TU MIRADA, CONOCE TU VALOR, Y ENTREGA TU PASADO, PRESENTE, Y FUTURO A TU SEÑOR Y SALVADOR; JESUCRISTO. 

 DIOS TE BENDIGA,GRACIAS POR SUS COMENTARIOS

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...